El cierre de la frontera con México afectaría primero a consumidores de EE.UU

Un posible cierre de la frontera común entre Estados Unidos y México dañaría a las economías de ambos países, aunque serán los consumidores estadounidenses quienes sentirán el impacto a más corto plazo, según un reporte de Moody’s Analytics. “El mayor daño se haría a las empresas a lo largo de la frontera que dependen en gran…

El cierre de la frontera con México afectaría primero a consumidores de EE.UU

Un posible cierre de la frontera común entre Estados Unidos y México dañaría a las economías de ambos países, aunque serán los consumidores estadounidenses quienes sentirán el impacto a más corto plazo, según un reporte de Moody’s Analytics.

“El mayor daño se haría a las empresas a lo largo de la frontera que dependen en gran medida de las transacciones transfronterizas”, dijo el reporte.

Pero uno de los efectos negativos más inmediatos recaería en los consumidores de EE.UU., sobre todo en su dieta, ya que una cuarta parte de las importaciones agrícolas provienen de México.

Como contrapartida, este país es el principal mercado para las exportaciones de los cuatro estados norteamericanos del otro lado de la frontera: California, Arizona, Nuevo México y Texas.

El valor del comercio bilateral a través de los principales cruces fronterizos es de unos 450 mil millones de dólares al año, un monto que representa 37% del Producto Bruto Interno ( PBI) nominal de México y poco más de dos por ciento del PBI de Estados Unidos, estimó la calificadora.

“Si bien esto indica que México será el país más afectado, Estados Unidos no escaparán a una interrupción significativa en la cadena de suministro, con un costo importante para la economía”, detalló el mexicano Alfredo Coutiño, director para América Latina de Moody’s Analytics.

 “El impacto económico dependería de la duración del cierre de la frontera, pero podría ascender a miles de millones de dólares“, precisó. 

Y agregó: “La interrupción en la cadena de suministro junto con la escasez de productos importados a Estados Unidos desde México, como electrónicos y autopartes, también podría generar presiones inflacionarias, así como algunos efectos negativos en el empleo”.

Otro punto importante es que el eventual cierre de la frontera que pretende el presidente estadounidense, Donald Trump, no será eficaz para evitar la inmigración ilegal, ya que los migrantes no utilizan los pasos autorizados, consideró el directivo de Moody’s Analytics.

Trump amenazó hace pocas horas nuevamente con cerrar la frontera con México, al tiempo que pidió al Congreso que adopte medidas inmediatas para lidiar con las lagunas en materia de inmigración y de seguridad.

El mandatario norteamericano amenazó en varias ocasiones con cerrar la frontera con México en los dos años que lleva al frente de la administración, sobre todo por el creciente flujo de centroamericanos que atraviesan el territorio mexicano en busca de llegar a Estados Unidos.