Baja de edad de imputabilidad: “No hay que poner a los niños como eje de la seguridad”

SALTA (Redacción) – Uno de los debates constantes en Argentina pasa por la edad de “imputabilidad”, teniendo en cuenta que en una gran cantidad de hechos delictivos están involucrados menores de edad. Carlos Romano, abogado, analizó el nuevo Sistema Penal Juvenil que se trata en el Congreso y dijo: “Le debemos mucho a los adolescentes…

Baja de edad de imputabilidad: “No hay que poner a los niños como eje de la seguridad”

SALTA (Redacción) – Uno de los debates constantes en Argentina pasa por la edad de “imputabilidad”, teniendo en cuenta que en una gran cantidad de hechos delictivos están involucrados menores de edad. Carlos Romano, abogado, analizó el nuevo Sistema Penal Juvenil que se trata en el Congreso y dijo: “Le debemos mucho a los adolescentes y los niños y no lo vamos a solucionar poniéndolos como el eje de una situación de seguridad”.

Según consignó el sitio de FM 88.1, Carlos Romano, abogado, se refirió al nuevo Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil que comenzó a debatirse en un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados y busca bajar la edad de imputabilidad en penas mayores a los 15 años. 

Romano consideró que bajar la edad de imputabilidad es un “deformidad” de la desatención del Estado a temas vinculados a la justicia, la seguridad, y la niñez. Explicó que en el marco penal existen dos ramificaciones: una orientada a la figura del delincuente, y otro a la víctima.

El letrado remarcó que el Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil no implica impunidad ni ausencia de culpabilidad, sino que se da una justicia diferente a los menores teniendo en cuenta una serie de factores, incluyendo los tratados y convenciones internacionales. “Es solamente diferenciar un régimen penal de adultos y de menores, a partir de allí no se especifica cuál es la edad para imputar un niño, eso queda en cada Estado, que tiene que tener en cuenta la menor culpabilidad de la figura de adolescente y el impacto de una pena de prisión”, dijo y agregó que la cárcel está para “rehabilitar” y para dar un “marco de seguridad”.

“Le debemos mucho a los adolescentes y los niños y no lo vamos a solucionar poniéndolos como el eje de una situación de seguridad. La incidencia es del 1%”, señaló.

Romano manifestó que el cambio “le parece perfecto” ya que se continuaba con una ley de la etapa militar. Sin embargo, indicó que no está de acuerdo con el artículo 12 que habla de la privación de la libertad, pero si apoya el artículo 62 donde se habla de un plan individualizado para cada adolescente que contempla diversos aspectos y no se deja de “responsabilizar a nadie”.

“¿Cómo puede ser el epicentro de la discusión bajar un año la imputabilidad, cuando no hay un sistema adecuado carcelario ni para los adultos?”, expresó.