Refuerzan sanciones contra los propietarios de terrenos baldíos

SALTA (Redacción) – Se reunieron el presidente del Concejo Deliberante, Matías Canepa; el titular del Tribunal de Faltas, Guillermo López Mirau; y el procurador adjunto, Manuel Saravia Arias; con el objetivo de fijar acciones directas con respecto a las condiciones de los terrenos abandonados en Salta.  El proceso siempre es el mismo: Se les envía…

Refuerzan sanciones contra los propietarios de terrenos baldíos

SALTA (Redacción) – Se reunieron el presidente del Concejo Deliberante, Matías Canepa; el titular del Tribunal de Faltas, Guillermo López Mirau; y el procurador adjunto, Manuel Saravia Arias; con el objetivo de fijar acciones directas con respecto a las condiciones de los terrenos abandonados en Salta. 

El proceso siempre es el mismo: Se les envía una notificación a los propietarios, no hay respuesta alguna y se generan multas. Cerca de 1000 actas por año son producidas. 

Las oficinas de la Municipalidad registraron que en la ciudad existen cerca de 40 mil lotes, de los cuales más de la mitad no se encuentran en condiciones óptimas condiciones. 

En tanto,el procurador adjunto Arias expresó que están “coordinando acciones para lograr llegar a sanciones efectivas” y recordó que en varias oportunidades se reunieron con el procurador de la Provincia, Pablo López Viñals.

López Mirau sostuvo que “más allá de las cuestiones jurídicas o procedimentales, y en el caso particular de los baldíos, el tema de fondo es lograr la sana convivencia entre los vecinos. Nosotros como Tribunal debemos intervenir y resolver aplicando las sanciones que corresponden y corregir esas conductas, ya sea por la vía voluntaria de los propietarios o por la vía jurídica”

Una última solución que se está tratando de poner en práctica es el remate de los baldíos en caso de que no haya respuesta por parte de los propietarios: “La cantidad de terrenos abandonados nos obliga a que -ante quienes no resuelvan su situación y paguen las multas- podamos tener la posibilidad de llevar a remate el terreno, de manera que sea una medida disuasiva y una sanción ejemplificadora” explicaba Cánepa.